Solicita tu Cita
¿Dónde encontrarnos?
Pedir Cita Llamar Teléfono
Title Image

Día Mundial del Queratocono 2018

día mundial enfermedad queratocono

Día Mundial del Queratocono 2018

El pasado sábado 10 de noviembre se celebró el Día Mundial del Queratocono, un día que se utiliza a nivel mundial para concienciar e informar sobre el queratocono, una de las enfermedades más frecuentes de la córnea.

Desde IOG queremos sumarnos y ayudar a aumentar la visibilidad y percepción de una patología ocular relativamente rara.

El Queratocono es una alteración ocular o ectasia de la córnea del ojo. Se suele manifestar en la mayoría de los casos entre los 15 y los 25 años, produciendo una disminución de la agudeza visual e imagen deformada.

Se trata de una degeneración de la córnea, la cual sufre un aumento progresivo de su curvatura, adoptando una forma cónica y produciendo un deterioro progresivo y severo de visión.

En la actualidad existen muchas teorías sobre sus causas, pero aún no se han concretado de con total precisión su origen. Por lo general, suele aparecer en pacientes con alergias, enfermedades dermatológicas y en algunos casos, tiene un carácter hereditario.

Síntomas

Los primeros síntomas del queratocono suelen aparecer generalmente entre los 15 y 25 años y siendo habitual que progresen hasta los 30 o los 40 años, cuando normalmente se detiene su evolución, aunque la enfermedad puede volverse estacionaria en cualquier momento.

En su fase inicial se manifiesta con aparición de un pequeño astigmatismo que puede estar combinado con miopía y posteriormente, a medida que la enfermedad evoluciona, el astigmatismo se incrementa de manera importante variando el eje en el cual se manifiesta.

En algunos casos más graves como el queratocono agudo se pueden producir síntomas como fotofobia, visión doble o de halos y dolor. La evolución de esta enfermedad depende de cada paciente, desde una progresión, hasta un desarrollo más lento de la enfermedad sin que se manifiesten síntomas.

vision con queratocono

Tratamiento del Queratocono

Su tratamiento depende en gran medida de la fase de evolución en la que se encuentra la enfermedad y en función de esta se podrá aplicar un tratamiento u otro.

En los casos leves de queratocono se puede conseguir una buena visión corrigiéndola con gafas o lentes de contacto especiales.

En otros casos, puede ser necesario recurrir a tratamientos quirúrgicos, como los anillos intracórneales o el Crosslinking Corneal. Ambos tratamientos se utilizan para estabilizar la córnea y tratar de que se detenga la deformación frenando así la evolución de la enfermedad.

Si la patología ha alcanzado estadios más avanzados y existe un adelgazamiento e irregularidad corneal severa que contraindique otras técnicas más conservadoras se podrá realizar un trasplante de córnea para su tratamiento.

En la actualidad el trasplante puede realizarse en muchos casos reemplazando selectivamente las capas afectadas de la córnea y conservando el tejido sano.

No existen medidas preventivas para el queratocono. Por este motivo, su diagnóstico precoz es fundamental para poder disponer de todas las alternativas para su tratamiento y así evitar secuelas visuales que pueden llegar a ser irreversibles.

Desde IOG recomendamos realizar revisiones oculares de forma periódica, al menos una vez al año, y acudir al oftalmólogo ante cualquier duda, sobre todo en caso de contar con antecedentes familiares.